Atención, se abre en una ventana nueva. PDFImprimir

¿Vale la pena hacer un curso de mecanografía gratis?

A veces nos preguntan por qué pagar por un curso de mecanografía sí existen cursos gratuitos como por el ejemplo Cursomeca o Vedoque. En este artículo explicamos las principales diferencias entre los cursos sin coste y el que ofrecemos en Mecanografia.com por un precio de 49,50 Euros.
 

Aprendizaje paso a paso con instrucciones claras

Al probar un curso gratis, la primera diferencia que se observa es que carecen de la estructura y de las explicaciones adecuadas para aprender paso a paso. Los ejercicios están bien para practicar si ya tienes una base, de lo contrario corres el riesgo de ir improvisando con qué dedos teclear y aprender mal.
 

Motivación y seguimiento

Aprender mecanografía requiere dedicación y mucha práctica, porque se tiene que llegar a un punto en el que los movimientos se hacen automáticos. Sin tener aspectos divertidos, como pueden ser juegos o una aventura, el ratio de éxito es muy bajo.
Como padres también es importante saber cómo progresa tu hijo. Los cursos sin coste no permiten hacer un seguimiento de cada alumno. Incluso para los propios ver sus progresos al instante resulta un factor de motivación.
 

Software inteligente

Utilizando las últimas tecnologías se puede acelerar el aprendizaje. Mecanografia.com es el único curso que se adapta automáticamente a cada alumno. No solamente controla la velocidad de escritura y detecta los errores, sino que va un paso más allá e incluye en los ejercicios las letras que el alumno debería practicar.
 

Anuncios

El motivo de que algunos cursos no supongan un coste para el usuario es que quienes pagan son los anunciantes. Eso tiene el inconveniente de que los niños que hacen un curso gratis están expuestos a todo tipo de publicidad.

Nuestra conclusión es que los programas gratuitos valen para practicar, pero para alguien que quiere aprender mecanografía recomendamos un curso profesional.